El senador estadounidense Marco Rubio envío este viernes un mensaje a Nicolás Maduro durante una reunión con la comunidad venezolana en la ciudad de Doral, Estados Unidos.

«Nicolás Maduro tiene grandes problemas. Se ha ganado un enemigo horrible que es Donald Trump, un presidente que hace lo que dice. Lo hemos visto y lo veremos de nuevo. Maduro aún tiene tiempo para irse. El lugar depende de él. Cuando antes mejor, sino será demasiado tarde», dijo durante su alocución. 

Rubio pidió a la Fuerza Armada Nacional (FANB) que se pongan del lado del pueblo venezolano. «La enorme mayoría de los militares tiene miedo y nadie quiere hacerlo primero. Mi sugerencia es que lo hagan juntos. Este es el momento de actuar. Juraron lealtad a la constitución, no a un régimen, que será el primero en abandonarlos. Es hora de defender la Constitución», expresó. 

Además, advirtió que los países y empresas que ayuden a Maduro a «seguir robándose el oro y las reservas del país» se enfrentarán a severas sanciones. «El oro y las reservas no le pertenecen a él, sino al pueblo venezolano», sentenció. 

Con respecto a la decisión de la Unión Europea (UE) de crear un grupo de contacto sobre Venezuela con 90 días de duración para crear confianza y condiciones para un proceso creíble hacia elecciones, sugirió que actúen con cautela. «Tengan cuidado. No hay más tiempo. Solo hay tiempo para negociar la fecha de elecciones libres y justas para Venezuela», apuntó. 

Rubio dijo que ha estado recibiciendo agradecimientos por parte de los venezolanos; sin embargo, considera que el crédito lo tienen ellos porque son quiénes «salen a las calles y se enfrentan al peligro». También acotó que se siente orgulloso de trabajar junto a alguien como Juan Guaidó porque, a su juicio, ha logrado reunir a democrátas y republicanos en un momento de división. 


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!