FARC / coltán-Antonio Medina
Foto: Archivo

Las autoridades colombianas han incautado en los últimos seis meses 30 toneladas de coltán que supuestamente pertenecían a las disidencias de las FARC y al Ejército de Liberación Nacional (ELN), informó este miércoles la Fiscalía.

El mineral, sobre el que se impusieron medidas cautelares con fines de extinción de dominio, fue incautado en los selváticos departamentos de Vichada, Guaviare y Guainía, en operaciones que buscan «afectar las rentas ilícitas de las disidencias de las FARC y el ELN», dijo la Fiscalía en un comunicado.

En las investigaciones la Fiscalía constató que las guerrillas supuestamente utilizaban a indígenas para extraer el mineral de la Reserva Forestal Puinawai, en Guainía.

La Reserva Nacional Natural (RNN) Puinawai es la segunda más grande del país y tiene casi 1.100 hectáreas.

Las incautaciones más grandes se hicieron en Guainía, con 19,2 toneladas y 6 en Guaviare.

Los bienes afectados con medidas cautelares fueron entregados a la Sociedad de Activos Especiales (SAE) para su administración.

El coltán es usado para la elaboración de baterías y equipos tecnológicos, que bandas criminales explotan ilegalmente y tratan de sacar de Colombia por la zona fronteriza con Brasil y Venezuela para ser trasladado a países como Alemania, Bélgica, Kazajistán y Estados Unidos.


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!