El Espanyol firmó un importante triunfo contra el Alavés en el RCDE Stadium (2-1) que catapulta su sueño europeo y a su vez merma las aspiraciones continentales del cuadro vasco gracias a su mayor inspiración ofensiva en la primera parte y justo en la reanudación.

En el minuto 48, los catalanes se adelantaron con un 2-0, con dianas de Pedrosa y Laguardia en propia meta. El conjunto visitante se metió en el partido con un gol de Calleri y, aunque puso más presión en los instantes finales, no logró arrancar ningún punto del feudo blanquiazul.

El planteamiento defensivo del Alavés provocó un partido serio, ordenado y sin excesivas alternativas en los primeros compases del choque. Una falta directa de Jony desde la frontal y un uno contra uno de Wu Lei fueron los mejores argumentos, escasos, de ambos conjuntos en los primeros 10 minutos. El Espanyol proponía más arriba, aunque la solidez de los de Abelardo era inalterable. Aún así, algunas carreras blanquiazules, como una el minuto 14 de Borja Iglesias, inquietó a la saga vasca.

De hecho, justo después el colegiado anuló un gol del ‘Panda’ por fuera de juego. La insistencia tuvo premio y lo recogió Pedrosa. El lateral izquierdo aprovechó una gran asistencia de la banda y superó al portero con un disparo cruzado en el 19.

El canterano, señalado por parte de la afición luego del el derbi contra el Barsa por intercambiarse la camiseta con Messi, celebró el tanto señalándose el escudo. No todo fueron buenas noticias para el Espanyol, que en el 25 lamentó la lesión en el muslo derecho de Rosales: entró Javi López.


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!